Noticias
Argentina: Evalúan subir aranceles en el Mercosur
2 years, 11 months ago Posted in: Noticias Comentarios desactivados

La crisis internacional y la posibilidad de que un desvío de comercio de productos de origen asiático termine impactando en las industrias de la región encendieron las luces de alarma en el Mercosur. El Gobierno confirmó ayer que respaldará las iniciativas que Brasil presentará ante el bloque regional y ante la Organización Mundial del Comercio (OMC) para mitigar esa amenaza.

“Vamos a acompañar a Brasil en todas sus propuestas de suba del arancel externo común en el Mercosur”, dijo la ministra de Industria, Débora Giorgi, al disertar en el 1er. Congreso Industrial bonaerense. Agregó que la iniciativa podría alcanzar a “entre 40 y 50 posiciones arancelarias”.

Una de las posibilidades que se analizan es crear una especie de “resolución 69 invertida”. La resolución 69 del Mercosur disponía un procedimiento de excepción para bajar aranceles por tiempo limitado en caso de que hubiera desabastecimiento de determinados productos. Ahora la idea sería subir temporariamente los aranceles de aquellos productos en los que haya exceso de producción en el mundo.

El tema será tratado por los jefes de Estado del bloque cuando se reúnan en la cumbre de diciembre en Montevideo. Según publicó ayer el diario BAE, los coordinadores del Mercosur de cada país analizaron esta propuesta el viernes pasado en una reunión en la sede del bloque.

El secretario de Industria, Eduardo Bianchi, consideró que la crisis internacional operó un cambio de percepción en el gobierno de Dilma Rousseff. “Brasil está empezando a preocuparse ahora por algo de lo que la Argentina ya se preocupaba hace tiempo: el tema de los excedentes de producción”, dijo ante periodistas.

La otra iniciativa brasileña que la Argentina apoyaría es lo que el ministro de Desarrollo de ese país, Fernando Pimentel, anunció el fin de semana pasado como “antidumping cambiario”. Brasil la presentará ante la OMC para que se apruebe la posibilidad de que un país imponga tasas superiores al arancel de importación consolidado (35%) en caso de que una fuerte devaluación de monedas, como el dólar o el euro, amenace con provocar daño a las industrias de terceros países.

Según Osvaldo Rial, presidente de la Unión Industrial de la Provincia de Buenos Aires (Uipba), la amenaza de un ingreso masivo de mercadería de extra zona, especialmente de China, “preocupa más a los brasileños que a los argentinos”, y por eso esta vez ambos gobiernos podrían ponerse de acuerdo rápidamente en estas iniciativas. Los industriales argentinos, en cambio, miran con más preocupación la devaluación del real, que este mes ya perdió 12% de su valor frente al dólar. Según una encuesta de la Uipba, más de la mitad de los industriales se mostraron inquietos ante la posibilidad de una devaluación de la moneda brasileña.

¿Cuáles serán entonces las medidas de protección frente a Brasil?, preguntó LA NACION a Bianchi. “La Argentina monitorea todo lo que ocurre en el comercio internacional y bilateral, y en ese sentido estamos analizando distintas medidas”, respondió el funcionario, que no descartó la adopción de más licencias no automáticas (LNA).

La Argentina aplica hoy unas 600 LNA, mientras que Brasil tiene en vigencia similares medidas para unos 5000 productos, se ocupó de resaltar ayer Bianchi al hablar frente a unos 200 industriales de la provincia. La diferencia, suelen retrucar los brasileños, es que la Argentina en muchas ocasiones retrasa el otorgamiento de esos permisos de importación por encima de los 60 días previstos por la OMC.

Durante su exposición, también Giorgi dio a entender, aunque sin hacerlo explícito, que la Argentina podría tomar nuevas medidas de protección si la cotización del real frente al dólar (y por ende, frente al peso) continúa su camino ascendente. Dijo que el Gobierno iba a seguir defendiendo la producción nacional, pero aclaró que eso ocurrirá “cuando sea la oportunidad y no sólo por remezones coyunturales”, una alusión a la nueva realidad cambiaria brasileña. De todos modos, Bianchi advirtió que esta semana el Ministerio de Industria inició un análisis sobre 200 empresas beneficiadas por las LNA “para ver cómo cumplen el compromiso” de mantener el normal abastecimiento del mercado interno y no subir los precios. Giorgi, por su parte, lo definió con una metáfora: “Estamos atentos para que no se transforme en que algunos puedan creerse zorros dentro del gallinero

Fuente: La Nación

Comments are closed.